Necesito el mar,
necesito sus olas
que me hagan vibrar.

Necesito su sal
que me ha de curar
esta gran herida
de esperanza tan perdida.

Si, yo necesito el mar.

Necesito su agua
mis penas he de ahogar.

Necesito el reflejo, del sol tan intenso
de este mar de mil amores
en mi mundo sin valores.

Si, yo necesito el mar
con su calma y tempestad,
necesito el mar.

Ese mar inmenso
en el cual he de naufragar.

Ese mar profundo
donde todo es libertad.

Ese mar de lágrimas
de mi intensa soledad.
En 1993. 

3 comentarios:

Rafael Suarez dijo...

Nice.

Erick Abanto López dijo...

Muy buen blog. Me voy a tomar un tiempo prudencial para poder analizarlo y como García Márquez, para poder "destripar" el poemka.
Espero que usted también visite mi blog y quizá me siga, como yo a usted.

saludos
atentamente
Erick Abanto López

http://deldoctor.blogspot.com
eribalo_18@hotmail.com

Inma dijo...

Muchas gracias. Visité tu blog, es muy especial. Lo seguiré.
Un saludo.